CÓRDOBA, LA LLUVIA DE OTOÑO, VITAL PARA SALVAR LA COSECHA DE LA ACEITUNA.

La climatología adversa ha mermado la capacidad de carga de los olivos, que han sufrido una de las primaveras más secas de los últimos diez años así como el verano más calurosos de la historia reciente. Es por ello por lo que las previsiones para la inmiente campaña son a la baja. Desde la Asosciación de Jóvenes Agricultores (Asaja) de Córdoba se estima que la cosecha podría rondar las 200.000 toneladas de aceite.

De cumplirse estas previsiones, la producción sería casi un 25 por ciento superior a la registrada la temporada pasada -un año terrible para el olivar- cuando se molturaron 161.000 toneladas.

De nuevo, la climatología será decisiva en la recta final de año. Pese a que los olivos sufren estrés hídrico, todavía tienen capacidad de mejora y las lluvias de los últimos días, de continuar y ser constantes, siempre y cuando no sean torrenciales, dañen el fruto y dificulten su recolección, pueden elevar al alza las previsiones. No obstante, la opinión generalizada del sector es la de una cosecha media.

Baena

Con la campaña a la vuelta de la esquina, la Denominación de Origen de Baena ya hace sus primeras estimaciones sobre cómo será está cosecha. Aunque todo depende aún «del agua», señala el secretario del Consejo Regulador, José Manuel Bajo, se espera «media cosecha», lo que traducido en números significaría «entre 38.000 y 45.000 toneladas aproximadamente de aceite de oliva virgen extra en la zona».

En cuanto a la calidad del aceite, Bajo indicó que «la aceituna está sanísima» aunque recalca que «depende también de la lluvia y de cómo se realice la recolección». Insistió en que «las empresas de la Denominación están muy concienciadas por la calidad y ahora más porque la diferencia entre el virgen extra y otras categorías ha sido muy grande» en cuanto a demanda y precios.

Desde la Denominación prevén la apertura del 90 por ciento de las almazaras a mediados de noviembre.

Montoro-Adamuz

Teniendo en cuenta las cinco cooperativas inscritas en la Denominación de Origen MontoroAdamuz, la entidad oleícola prevé «una campaña media», según el técnico de la D.O., Antonio Terá.

Y esta línea «se extenderá al resto de la comarca», añadió. En concreto, «llegaremos hasta un total de 10 millones de kilos de aceite de oliva», ya que estima que la producción «alcance los 50 millones de kilos de aceituna».

Las cifras de producción duplican la campaña de la temporada 2014, cuando solo se alcanzaron los 5 millones de litros de aceite. La campaña, que comenzará la primera quincena de noviembre, se extenderá por encima de los 40 días de recolección.

Priego de Córdoba

El Consejo Regulador de la Denominación de Origen Protegida «Priego de Córdoba» prevé y estima que para la próxima campaña olivarera se realice la molturación de 50.000.000 de kilos de aceituna que se convertirán en 10.000.000 kilos de aceite. Estas cifras son las que manejan las almazaras de la comarca que pertenecen a este distintivo de calidad.

Concretamente a la Denominación de Origen de Priego pertenecen un total de 13 almazaras de los términos municipales de Almedinilla, Carcabuey, Fuente Tojar y Priego que comercializan 11 marcas de aceite de oliva virgen extra.

FUENTE: ABC

Martes, 20 Octubre, 2015